miércoles, 26 de enero de 2011

Relajación sanadora.


Todos los colores del arcoiris son muy terapéuticos, elige uno.

Respira lento y profundo y siente como asciendes el color elegido por tus pies, ascendiéndolo sin prisa por todo tu cuerpo.
Puedes jugar con el color y tu respiración el tiempo que desees.
Deja tque el color te transmita sus propiedades.

Este ejercico lo puedes hacer cada vez con un color, déjate fluir-